La abundancia marina de este sitio es bien conocida desde mediados del siglo XIX y comenzó a ser explotada desde mediados del siglo XX. Cabo Pulmo era conocido debido a la abundancia de especies comerciales de peces, langostas, ostras y caracoles. Pero el área se hizo mundialmente conocida debido a la abundancia de nácar (madreperla), que fue explotada desde el comienzo de la colonización y comercialmente manipulada a principios de 1900, descrita en el catálogo de bancos de perlas en Baja California. Como consecuencia, durante la primera mitad del siglo 20 buzos de todo el mundo llegaron a Cabo Pulmo para participar en la extracción de perlas.

 

 

Los miembros de la familia Castro que poseen y administran esta compañía son descendientes de uno de los fundadores de Cabo Pulmo, el buzo perlero, Jesús Castro Fiol, nacido en esta comunidad en 1897. Con el paso del tiempo, los habitantes de esta comunidad se dieron cuenta de la escasez de fauna marina y decidieron cambiar la forma de ganarse la vida. Dejaron la pesca comercial para dedicar sus vidas a negocios 100% amigables con el ambientale. Jesús Castro Fiol falleció a la edad de 108 años en 2005, justo después de que Cabo Pulmo se convirtiera en un Parque Nacional para ser disfrutado por el mundo.

CONSERVACIÓN

 

La comunidad local en coalición con científicos de la Universidad de Baja California Sur presentó la propuesta al Gobierno de iniciar la protección de esta área, y como resultado se estableció el Parque Nacional Cabo Pulmo, de hecho una de las áreas más importantes de la región del Golfo de California.

Desde su fundación como una compañía de servicios turísticos CABO PULMO SPORT CENTER, una de nuestras metas principales ha sido la conservación de los recursos naturales, y nuestro compromiso es ayudar y participar en la protección de los arrecifes. Por esta razón, como ciudadanos locales, somos parte de una organización comunitaria llamada Amigos para la Conservación de Cabo Pulmo A.C. (Friends for the Conservation of Cabo Pulmo). Enfocada en la protección del ambiente natural y el monitoreo constante del estado del arrecife y la protección de las tortugas marinas, entre otros objetivos.

Hoy en día, Cabo Pulmo es la reserva marina más saludable del mundo, según un estudio realizado por investigadores del SCRIPPS Institution of Oceanography of the University of California, in San Diego. Los resultados de un análisis de 10 años realizado en el Parque Nacional Cabo Pulmo y publicado por la revista Public Library of Science (PLoS) ONE, revela que el número total de peces en el ecosistema de la reserva (la “biomasa”) aumentó en más del 460 por ciento entre 1999 y 2009.